Solo una idea

Un espacio para abogar por la justicia social y la libertad en esta patria: la humanidad

¿Por qué hay que sacar al PLD del poder?

En 2012 tuve el privilegio de involucrarme en un movimiento cívico democrático que se denominó Ciudadanos (as) por la Democracia. Fue una gran experiencia y una oportunidad de trabajar con personas inteligentes y honorables con los que compartía una convicción: había que sacar al PLD del gobierno. Entonces, argumentábamos, era una necesidad a partir de la corrupción de la “corporación-PLD”, del autoritarismo creciente en la paulatina formación de una “dictadura constitucional”, del giro derechista y conservador y de la terrible insensibilidad social de ese partido y sus asociados.

CXA se volcó finalmente a apoyar a Hipólito Mejía. No porque consideráramos que HM y el PRD fueran la solución de los problemas. Creo que la mayoría no lo creía así.  Pero eran la única opción viable para derrotar el continuismo autoritario, corrupto y conservador peledeísta. Y derrotar electoralmente al PLD, sacarlo del palacio, era una premisa para crear un nuevo proyecto de país donde todos cupiéramos. Una condición para que el propio PLD pueda rearticularse, y eventualmente ir al encuentro con sus raíces, de aquellos tiempos en que era una promesa y no lo que es hoy, un inmenso fraude.

Finalmente, no se consiguió. No porque el PLD estuviera presentando opción superior alguna, sino porque colocó en la calle -propaganda y compra de conciencias y votos, según se ha denunciado- una cantidad tal de dinero que dejó al país en una crisis fiscal que luego tuvimos que pagar todos los dominicanos. La campaña fue un torneo absolutamente desigual donde, desde el estado, y desde las fortunas mal habidas, las ciudades fueron inundadas de propaganda, las conciencias acalladas y los votos comprados.

Cuatro años después estamos en una situación aun peor. Los males de 2012 -corrupción, autoritarismo, inseguridad pública, pobreza- son más duros ahora que antes. Se han manifestado con una virulencia letal en situaciones donde han asomado complicidades con el narcotráfico, la xenofobia convertida en política de estado y vínculos con escándalos internacionales que con seguridad se van a desatar apenas pasen las elecciones. La continuidad del PLD implica el incremento en espiral de todas estas calamidades.

Por eso, hay que votar contra el PLD, y forzar la situación a una segunda vuelta que obligue a los sectores políticos más avanzados a negociar, y enfrentar a la corporación-PLD con una opción democrática y progresista. Un primer paso para forjar el proyecto de país que necesitamos y queremos.

Todos y todas tenemos el derecho a un presente más digno que el que nos han estado ofreciendo los gobiernos peledeístas. Y el deber de comenzar a construir un país mejor para nuestros descendientes.

Este año, a diferencia de 2012, no pude enrolarme en ninguna campaña cívica, pues estoy residiendo temporalmente en Chile por razones profesionales y familiares. Pero ya trato de averiguar la manera de ejercer el voto el día 15. Hacerlo por el país digno que los dominicanos y dominicanas nos merecemos. Voy a votar, ante todo, contra la continuidad en el gobierno del Partido de la Liberación Dominicana.

Comentarios

Comentarios vía Facebook

Los comentarios en 7dias.com.do están sujetos a moderación. No se aceptan los comentarios que:

  • Contengan afirmaciones, enlaces, nombres o sobrenombres insultantes o contrarios a las leyes dominicanas que penalizan la difamación y la injuria.
  • Hagan acusaciones y no aporten datos comprobables.
  • Exalten la violencia o apoyen o insten a la violación de los derechos humanos.
  • Contengan alusiones discriminatorias por razón de la nacionalidad, sexo, edad, religión, opción sexual, militancia política o discapacidad.
  • Ataquen de manera denigrante a otros comentaristas de la misma información.
  • Contengan vulgaridades.
  • Contengan enlaces a espacios publicitarios, pornográficos o spam.
  • Insulten a nuestros periodistas, articulistas y blogueros.
  • Estén escritos con una ortografía que haga presumir que las faltas fueron cometidas de manera intencional.
  • 7dias.com.do se reserva el derecho de no publicar los comentarios que irrespeten estas normas, que son indicativas pero no limitativas. Nuestro deseo es propiciar el intercambio democrático de ideas en un marco de respeto. Las opiniones vertidas en los comentarios no expresan las del periódico.