Finanzas para pensar y hacer

Herramientas e información para que cualquier lector pueda conocer sectores de los mercados financieros y nuevas alternativas para manejar sus inversiones.

¿Cómo podemos utilizar el petróleo a nuestro favor?

Que el presupuesto implica que mes a mes las personas busquen que sus gastos sean menores que sus ingresos, es un principio básico. Para lograrlo, deben conseguir los precios más bajos en el mercado y realizar las compras necesarias para no terminar en negativo y obligados a financiarse con crédito. Con los negocios pasa lo mismo: tratan de negociar con el proveedor los precios más bajos para ser competitivos en el mercado y obtener un buen margen de ganancia, que origina la rentabilidad.

En cambio, una gran parte del mercado bursátil se maneja distinto a este principio; es decir, compra cuando todo está subiendo, ya que asume que todo va por buen camino, y vende cuando las accione están bajando, cuando se presume que algo está mal o la rentabilidad fue menor que la esperada.

Los analistas del mercado parten de dos tipos de análisis  con la finalidad de adelantarse a estos hechos. Uno técnico,  que parte de modelos estadísticos donde el histórico puede referenciar cómo van a ir las cosas en un futuro cercano, y otro fundamental, que es un estudio más profundo sobre resultados de los estados financieros que las empresas reportan trimestralmente. Ambos son independientes y no deben ser utilizados de manera simultánea.

La verdadera comprensión del comportamiento del mercado es analizar todas las variables debido a que es lo que más ayuda con tus datos; el resto son soportes a lo que estás queriendo encaminarte. Es muy parecido al tacto que tienen algunos empresarios de satisfacer las necesidades del mercado, tomando todas las variables que tienen a su alcance, permitiéndole a muchos innovar en un servicio, para que su empresa ofrezca ese distintivo que la posiciona mejor.

Entendiendo esto, y puesto que estamos hablando de inversiones analizadas y no especulativas, podemos ver lo que está pasando con el petróleo que, como sabemos, ha caído con bastante fuerza: el 2014 cerró con una caída de aproximadamente 40 % y lo más interesante en este punto es que sabemos exactamente el motivo por el que está pasando.

Para contextualizar: hemos escuchado de la lucha entre Arabia Saudita y otros países productores que estarían intentando, mediante una guerra de precios, acabar con la producción de los Estados Unidos. ¿Por qué pasa esto? Porque no todo el petróleo es igual, los países árabes mantienen una ventaja competitiva frente a muchos otros productores: su crudo es ligero y sus pozos más grandes, lo que favorece que su estructura de costos sea más rentable (aproximadamente 20-25 USD por barril, Morgan Stanley). Debido a que no requiere tantos procesos, ya que la actividad de perforación y extracción es más rápida – y como dicen los norteamericanos “the cherry on top”—mayor  valor tiene.

Estados Unidos posee pozos de buena calidad en Texas, que son los que se han mantenido produciendo para el mercado interno desde su descubrimiento en 1901. Pero debido a una estrategia de autoabastecimiento impulsada por la administración Obama, este país comenzó a fracturar mediante la inyección de agua hidráulica  otros pozos más compactos, proceso conocido como fracking. Es por esto que la estructura de costos es mayor (aproximadamente 30-65 USD por barril, Morgan Stanley). Su precio debe ser un poco más bajo que el petróleo ligero, porque mientras más alto es este, más rentable será, pues a mayor diferencia entre costos y precio, mayor la ganancia.

Aprovechando esto y que la demanda por el petróleo ha mermado, Arabia Saudita ha buscado satisfacer los mercados europeos y americanos, mediante la guerra de precios y la sobreproducción, buscando que las excavaciones de fracking se detengan por falta de rentabilidad y que Estados Unidos no logre su meta de autoabastecimiento. No se sabe a ciencia cierta si lo lograrán, debido a que se estima a estos costos los Estados Unidos pueden seguir trabajando, pero si sabemos que la inversión en nuevos pozos se ha paralizado y disminuido.

Es entonces cuando pensamos ¿cómo utilizar esto a nuestro favor?

Podremos evaluar la bolsa, ver si estos factores puedan mejorar en el mediano plazo y, en vez de comprar cuando todo esté subiendo, comprar cuando  las cotizaciones están bajando hasta que lleguen a su piso y empezar a crecer con ellas. Algunas empresas petroleras que cotizan en la bolsa de valores en Estados Unidos son Chevron Corporation (CVX), Andarko Petroleum Corporation (APC) y ConocoPhilips (COP), las cuales han disminuido su valor en aproximadamente 21%, 32% y 28% respectivamente en los últimos seis meses.

Todo indica que por la disminución de los precios, los estados financieros del último trimestre del año 2014 proveerán información sobre qué tanto están afectando estas bajas los ingresos de empresas petroleras. A los analistas les servirá para analizar este primer trimestre del año 2015. También existen ETF (Exchange TradedFund) que conglomera acciones de empresas de este sector, como SPDR S&P Oil & Gas Explor & Prodtn ETF (XOP) cuya disminución ha sido de 45% en seis meses.

Es importante ver todo el ciclo antes de invertir y no sólo quedarnos en que gracias a que están bajando los precios, estamos pagando menos de dinero por la gasolina. Puedes pensar en invertir ese ahorro y, como he comentado, no se necesita mucho para comprar acciones; ahora bien, hay que analizar detenidamente todas las variables. A su vez el petróleo sigue siendo una importante fuente de energía aunque es de señalar a los inversores de largo plazo que su incidencia ha disminuido por otras fuentes que se han hecho con parte del terreno, como el carbón o el gas.

Comentarios

Comentarios vía Facebook

Los comentarios en 7dias.com.do están sujetos a moderación. No se aceptan los comentarios que:

  • Contengan afirmaciones, enlaces, nombres o sobrenombres insultantes o contrarios a las leyes dominicanas que penalizan la difamación y la injuria.
  • Hagan acusaciones y no aporten datos comprobables.
  • Exalten la violencia o apoyen o insten a la violación de los derechos humanos.
  • Contengan alusiones discriminatorias por razón de la nacionalidad, sexo, edad, religión, opción sexual, militancia política o discapacidad.
  • Ataquen de manera denigrante a otros comentaristas de la misma información.
  • Contengan vulgaridades.
  • Contengan enlaces a espacios publicitarios, pornográficos o spam.
  • Insulten a nuestros periodistas, articulistas y blogueros.
  • Estén escritos con una ortografía que haga presumir que las faltas fueron cometidas de manera intencional.
  • 7dias.com.do se reserva el derecho de no publicar los comentarios que irrespeten estas normas, que son indicativas pero no limitativas. Nuestro deseo es propiciar el intercambio democrático de ideas en un marco de respeto. Las opiniones vertidas en los comentarios no expresan las del periódico.