Historia de la Medicina

El propósito que nos anima es dar a conocer la historia de la Medicina dominicana a través de las reseñas biográficas y profesionales de sus principales protagonistas, tanto dominicanos como extranjeros. Es también rescatar del olvido a quienes han contribuido de manera decidida con el saber científico dominicano.

Mario Tolentino Dipp, precursor de la neurología dominicana

La neurología dominicana se inicia con el doctor Mario Tolentino Dipp. Nacido en el  1928, se recibió de doctor en Medicina de la Universidad de Santo Domingo en el 1953, y posteriormente se trasladó a París donde estudió Neurología y Psiquiatría.

Los cursos que realizó en la Universidad de París los cursó en el famoso Hospital Salpetriere, considerado por muchos como el lugar de nacimiento de la neurología, ya que en él laboraron Jean Martin Charcot y Guillaume Duchenne. También realizó estudios en el Hospital Foch, junto al doctor Guiot, y en el Hospital St. Anne con los doctores Deniker y Lemeriere.

A su regreso al país se incorporó al Hospital Salvador B. Gautier, en donde fundó el Servicio de Neurología y fue su jefe a partir del 1962.  En ese Hospital fundó en 1982 la residencia de neurología de la que ha salido la mayoría de los neurólogos dominicanos.  En el 1962 también se inicia como profesor de la Universidad Autónoma de Santo Domingo y de la Escuela de Enfermeras. En1963 se integra al Centro de Rehabilitación de Inválidos en Santo Domingo.

En 1966 es nombrado profesor titular de neurología de la Universidad Autónoma de Santo Domingo.  En esa universidad participó en la comisión de reforma de la enseñanza universitaria. Formó parte de la directiva nacional de la Asociación Médica Dominicana en el 1968, año en que fue también uno de los fundadores de la Sociedad Dominicana de Neurocirugía y Neurología, de la que llegó a ser presidente en dos ocasiones. Pertenecía  a la Federación Mundial de Neurología, en la que participó en las secciones de epidemiologia y enfermedades tropicales.

Dentro de la neurología en particular y de la medicina dominicana en general, fue un factor de avance, ya que se integró al Consejo de Enseñanza  y al Consejo Técnico del Hospital Dr. Salvador B. Gautier. También fue nombrado miembro de honor de la Sociedad Dominicana de Pediatría.

Era miembro distinguido de la Academia Americana de Neurología. En 1984 el Instituto Dominicano de Seguros Sociales le nombró Medico Meritísimo y tres años después la Asociación Médica Dominicana le nombró Maestro de la Medicina Dominicana. En el 2008 fue presidente de honor del Congreso Panamericano de Neurología.

 Durante su trayectoria profesional, la docencia y la investigación científica formaron parte integral de su vida. En 1987 publicó en Acta Médica Dominicana un interesante trabajo sobre la paraplejia espástica tropical, investigando junto a la doctora Ellen Koenig los anticuerpos de la enfermedad, y junto a los doctores Gretel Franke y Luis Taveras los hábitos alimenticios y el estado nutricional de los pacientes.

Era admirador de la cultura y de la ciencia francesas, y en 1986 fue condecorado como Caballero de la Orden Francesa del Mérito y en 2006 como miembro de la Legión de Honor Francesa. En nuestro país fue condecorado con la orden de Duarte, Sánchez y Mella en grado de Caballero.

En el 2009 el Dr. José Silié Ruiz, destacadísimo neurólogo dominicano escribió: “No solo en la medicina el Dr. Tolentino ha sido una persona fuera de serie, por mucho tiempo ha sido presidente de la Alianza Francesa y ha sido condecorado por esa nación; es amante del saber en todo sentido, conocedor del arte, los grandes escritores, los personajes de la historia y siempre está al tanto de los acontecimientos nacionales e internacionales, con lucidez que asombra”.

El doctor Tolentino Dipp falleció en el 2012 y como reconocimiento a sus méritos un Centro Clínico del Norte de Santo Domingo lleva su nombre, al igual que el salón de actos de la Clínica Abreu.

Comentarios

Comentarios vía Facebook

Los comentarios en 7dias.com.do están sujetos a moderación. No se aceptan los comentarios que:

  • Contengan afirmaciones, enlaces, nombres o sobrenombres insultantes o contrarios a las leyes dominicanas que penalizan la difamación y la injuria.
  • Hagan acusaciones y no aporten datos comprobables.
  • Exalten la violencia o apoyen o insten a la violación de los derechos humanos.
  • Contengan alusiones discriminatorias por razón de la nacionalidad, sexo, edad, religión, opción sexual, militancia política o discapacidad.
  • Ataquen de manera denigrante a otros comentaristas de la misma información.
  • Contengan vulgaridades.
  • Contengan enlaces a espacios publicitarios, pornográficos o spam.
  • Insulten a nuestros periodistas, articulistas y blogueros.
  • Estén escritos con una ortografía que haga presumir que las faltas fueron cometidas de manera intencional.
  • 7dias.com.do se reserva el derecho de no publicar los comentarios que irrespeten estas normas, que son indicativas pero no limitativas. Nuestro deseo es propiciar el intercambio democrático de ideas en un marco de respeto. Las opiniones vertidas en los comentarios no expresan las del periódico.

Sobre el autor

Graduado en Medicina de la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña, con especialidad en Oftalmología en el Servicio de Oftalmología del Instituto de Investigaciones Clínicas y Medicas de la Clínica Nuestra Señora de la Concepción de la Fundación Jiménez Díaz, de Madrid, España. Articulista habitual en periódicos y revistas nacionales y extranjeros. Autor de varios libros sobre temas de su especialidad.